Páginas vistas en total

Seguidores

miércoles, 9 de noviembre de 2011

BWV 564


Bach-Werke-Verzeichnis, es decir «Catálogo de la obra de Bach», es lo que significan las siglas BWV que siempre vemos acompañando al nombre de todas las composiciones de Johann Sebastian Bach, catálogo que llevó a cabo el musicólogo alemán Wolfgang Schmieder.
Bach, qué se puede decir de Bach que no se haya dicho. No seré yo quien, de momento, intente añadir nada nuevo.
En mi opinión toda la música de Bach es sublime. Pero todavía se supera a sí mismo en su obra para órgano. Es decir, que en mi opinión, la mejor música de Bach es la que escribió para órgano. ¿Por qué razón?, simple, porque él era organista, y no sólo organista, quizá el mejor organista de la historia y, desde luego, el mejor de su época. Hoy traigo aquí una mínima muestra de música organística: el adagio de la «Toccata, Adagio und Fuge» BWV 563. Podremos escuchar alguna versión tal como la escribió Bach, es decir, para órgano, y también alguna transcripción.
La transcripción es la adaptación de una composición musical para uno o varios instrumentos, o voz o voces, distintos de los de su concepción original.  Así, si una pieza musical está escrita originariamente para voz y piano, una transcripción de esa pieza sería, por ejemplo, cuando se adecuase para flauta y órgano. Los límites de una transcripción los dicta el buen gusto y el sentido común, aunque en cuantiosas ocasiones se transgredan esos límites, tanto para bien como para mal. La transcripción es todo un arte que se ha venido practicando desde siempre, sea voluntariamente o por necesidades de todo tipo. Hay transcripciones famosas, como las que realizó Liszt de las nueve sinfonías de Beethoven para ser ejecutadas el piano. También son muy célebres, y celebradas, las transcripciones que de la música de Bach realizaron para piano, en particular, Liszt y Busoni.

Comencemos por una interpretación en su escritura original para órgano. Toca Hayo Boerema:




Ahora toca el órgano Wolfgang Stockmeier:





Aquí se puede bajar:

Ahora podemos escuchar una transcripción para chelo interpretada por Jacqueline du Pré:



Aquí se puede bajar:


Ahora una transcripción para guitarra realizada por el propio intérprete, el guitarrista Lianto Tjahjoputro (vaya con el apellido):




Ahora una transcripción un poco más compleja, para orquesta y oboe; toca el oboe Albrecht Mayer:


Aquí se puede bajar esta bellísima transcripción:

Una transcripción, la de Busoni, para piano, tocada muy bien por no sé quién:



Por último, aquí se puede escuchar la misma transcripción pero interpretada por Nikolai Demidenko:

.


No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada