Páginas vistas en total

Seguidores

domingo, 20 de mayo de 2012

QUÉ ENORME TRISTEZA

No puedo dejar de volver a poner el Lied de Schumann que subí en la entrada anterior. Siento que no ensalcé debidamente su inmensa belleza, su profunda tristeza. Confieso que lo he descubierto, el Lied, esta mañana, buscando que te busca interpretaciones de Dietrich. Ahora me percato de que, sin conocerlo, era una pieza que faltaba en mi imaginario, como si intuyera su existencia pero sólo de un modo fantasmal, como en un sueño. ¿Por qué nadie, nunca, jamás, por qué ninguno de mis profesores me advirtieron de su existencia? ¡Pensar que podría haberme muerto sin haberlo escuchado...! Al mismo tiempo, al fin he encontrado lo que me ha hecho percatarme de la irreparable pérdida, de la inmensa pérdida que yo, que ustedes, que Julia Varady, que la Humanidad entera ha sufrido con la muerte de este gran hombre. Ha hecho falta que viniera Schumann a abrirme los ojos y los oídos, a abrirme el alma para que entrara en mí la pena. Y qué tristeza más grande, madre mía, que desconsuelo infinito ver cómo un mundo que sólo he vivido desde la distancia ya no es, ya no está, ni será ni estará. Dietrich, cuánto nos dio Dietrich, cuánto y qué valioso. Gracias, Dietrich, yo no sería como soy si tú no hubieses existido. Sé que no hubiese sido tan feliz, aunque ahora no pueda dejar de llorar por tu ausencia. Y si Dietrich fue grande, ¿cómo fue Schumann que escribió esta música? ¿qué pensaba, qué sentía al escribirla? De dónde, ¿de dónde sacó tanta tristeza? ¿en qué lugar de su alma halló este infinito desconsuelo? ¿intuía su locura? Qué hermosa, que terriblemente hermosa es la vida, qué emocionante y qué triste, cuanta tristeza hay que pagar a cambio de tanta belleza, de tanta emoción, de tanta grandeza.


2 comentarios:

  1. No llego a escuchar tan rápido como usted escribe, pero en ello estoy, intentándolo al menos !!!

    Esta misma tarde he escuchado un programa de radio que incluía el recital en Salzburgo de Fischer-Dieskay y Sviatoslav Richter. Es un programa de France Musique dedicado al lied y que hoy, inevitablemente, ha estado dedicado al maestro. Puede escucharlo en este enlace, y de paso guarde la dirección si quiere escuchar el del próximo domingo, que tambien será dedicado a Fischer-Dieskau.

    http://sites.radiofrance.fr/francemusique/em/intimes/emission.php?e_id=90000061&d_id=440001109

    ResponderEliminar
  2. Tomo nota del enlace que me pasa, muchas gracias. Tengo por ahí un vídeo o dos con estos dos músicos haciendo de las suyas juntos. Poco a poco pienso ir subiendo fragmentos de los mismos a Youtube y ponerlos en el blog. Según Nina Dorliac, la relación personal entre estos dos colosos no era demasiado buena: tampoco la relación entre los dioses del Olimpo se puede calificar de buena precisamente...

    ResponderEliminar