Páginas vistas en total

Seguidores

martes, 11 de diciembre de 2012

LA OPERA (2ª part. contr.)

CIÓN

Lo hicimos lo mejor que pudimos
pero acabó saliendo como siempre.

Proverbio Ruso

Procuraré ser breve. Ayer me quitaron el drenaje redón, en la botellita había un cuarto de litro de inmundicia. Bueno, pues dentro de la herida hay bastante más, porquería que se ha quedado dentro, chachi. Esta tarde he vuelto al quirófano: me han sacado todo lo que buenamente han podido pero todavía queda por allí de todo, para mí que hasta se dejaron algo dentro, una enfermera, o algo. Bien, el cirujano dice que dos semanas de baja: le he dicho que por escrito y así lo ha hecho: les voy a llevar a los de la consejería medio kilo de papelotes. 


De todos modos, si me roban algo de pasta, con su pan se lo coman, así se lo tengan que gastar en drenajes.
La cuestión es que estoy «reventao», entre la sangre perdida y los días sin poder ni dormir ni descansar no valgo ni para tacos de escopeta, que decía mi padre: esta foto me la tomaron este verano:

Pido disculpas de antemano por el reality show, pero esta otra foto me la tomaron ayer...
Para que luego digan que si los funcionarios esto que si los funcionarios lo otro...

Algo bueno está teniendo todo esto: he recibido, estoy recibiendo incontables muestras de afecto. Ayer mismo, alguien llamado Anónimo, me daba ánimos y me recordó una música que hacía mucho tiempo que no escuchaba, la sonata para fagot y piano en sol mayor de nuestro amigo Saint-Saëns, cuyo primer movimiento suena de este modo, en interpretación de Klaus Thunemann y Ricardo Requejo.


Casualmente, no sé qué tiene esta música que me parece afín a mi actual estado de ánimo, un poco como diciendo: vaya, mira tú qué cosas, no semos naide...
Otro amigo, y con esto acabo, me ha enviado esta otra música. Esta pieza representa la paz, la tranquilidad, el descanso que espero conseguir en los próximos días.


Por último, deseo avisarles de que mañana, pasado a lo más tardar, publicaré una entrada de verdad, no como estas dos últimas piltrafillas. Dedicada a un gran director de orquesta. Y, por favor, no me tengan en cuenta estos dos últimos desahogos, una mala tarde la tiene cualquiera.

2 comentarios:

  1. Sí suena a reposo ese laúd tocado por Nigel North.
    Hay un trío palestino que hace música interesante con el laúd como base: tres.

    http://youtu.be/EgDucfjDO4c (tema este repetitivo, con un increscendo ¿se dice así? gozoso.

    Pero hay un tema excepcional de flamenco en Paco de Lucía, Zyryab, que dio nombre también al disco donde el 'combate' entre laúd y guitarra es demasiao. Te envío el tema por correo.



    Buenas noches

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. "Crescendo", Manuel, se dice "crescendo", y lo contrario "diminuendo". Ahora escucharé todo lo que me envías. También yo te voy a mandar una cosa, la "Canción de amor" del mismo disco.

      Gracias por todo, y dulces sueños, amigo Manuel.

      Eliminar